Critican absolución de presuntos criminales

En Juliaca, la Segunda Sala Penal absuelve a presuntos asesinos del sacristán del Templo de Oro de Azángaro y su esposa. Familiares mostraron su indignación ante el fallo. Familiares del sacristán Juan Choquehuanca Ortiz y Concepción Anco, ambos cuidadores del Templo de Oro de Azángaro, que fueran asesinados salvajemente por un grupo de delincuentes el 24 de junio del 2004 para robar diversos objetos de valor, denunciaron que extrañamente la Segunda Sala Penal los absolvió de sus cargos a los presuntos autores del crimen durante la lectura de sentencia. Mostrando fotografías de la forma que fueron asesinados, padres y hermanos de las víctimas se mostraron indignados por la sentencia dejando entrever una clara parcialización de las autoridades judiciales con estas personas identificadas como Roberto Sánchez Ortiz, Crisóstomo paredes Ortiz, Simón Cuevas Gonzáles, William Domingo Sonco Quispe. Por su parte, el abogado Wilmer Quiroz Calli, representante de la Asociación Fe y Derechos Humanos, señaló que esta sentencia será apelada a la Corte Suprema y de ser necesario ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

Mira estas noticias relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.