60 policías no pudieron desalojar de una vivienda a una mujer, armada con un balón de gas, y su familia

Quiso evitar la diligencia a toda costa. Una airada mujer amenazó con explotar un balón de gas a fin de evitar que se cumpla el desalojo de su inmueble, el cual no fue registrado debidamente. El terreno, ubicado en la intersección de las avenidas Pardo y Balta, en el centro de Chimbote, fue adquirido por Manuel Torres a María Ismelda de Esquerre, ya fallecida.

Sin embargo, el comandante Luis García Esquerre, hijo de la antigua propietaria, demanda la posesión del predio. Ante la resistencia de la familia de Manuel Torres, el desalojo se suspendió, porque no había la seguridad necesaria para que la jueza continúe la diligencia.

Mira estas noticias relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.