Herrera Descalzi sostiene que debe ser el mercado quien fije precio de la gasolina y no el gobierno

El presidente Alan García anunció la reducción del precio de los combustibles en un sol con cincuenta céntimos para compensar la disminución del precio internacional del petróleo y trasladarlo a los consumidores. Al respecto, el ex ministro de Energía, Carlos Herrera Descalzi, precisó que el Estado no puede controlar los precios.

“No pueden garantizar que ese precio final llegue al consumidor porque simplemente el grifero se puede oponer. Si a partir de hoy comienza a regir la disminución del fondo de estabilización, los griferos pueden decir perfectamente que hoy están vendiendo el petróleo que compraron hace cuatro días y que la compraron a un precio más alto”, explicó.

El Fondo para la Estabilización del Precios de los Combustibles Derivados del Petróleo nació con el objetivo de evitar que los altos precios internacionales impacten en los consumidores. Sin embargo, para Herrera Descalzi, en el Perú se ha llegado a un abuso de la libertad de precios. En ese sentido, el ex ministro de Energía y Minas señala que en Lima hay más estaciones de venta de gasolina que los necesarios. Entonces, lo que ocurre es que si no llegan a vender volúmenes muy grandes en el día, estos grifos se ven obligados a recargar los precios para recuperar sus costos.

“Si sus instalaciones estuvieran utilizadas a plena capacidad tendría que cobrar veinte centavos de sol adicional, pero como sus instalaciones no están al total de su capacidad y venden la mitad entonces en lugar de cobrar 20 cobran 40”, subrayó.

Sin embargo, otra cosa a tener en cuenta es que entre los griferos se concertan precios. Si es así ya no regiría el libre mercado y ahí sí el Estado puede intervenir y ver la forma cómo regular dichos precios.

Mira estas noticias relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.