Ángel Páez: falta averiguar quiénes contrataron a los chuponeadores

El escándalo de los petroaudios ha dado un giro inesperado la semana que pasó. A partir del testimonio de un ex agente de Inteligencia de la Marina, fueron capturadas seis personas pertenecientes a una red de chuponeo que espiaba al hoy preso Rómulo León. Lo grave del asunto es que dentro de estos detenidos se encuentra el contralmirante en situación de retiro Elías Ponce Feijó, gerente de la empresa Bussiness Track, con la cual él y otros agentes en actividad y en retiro de la marina peruana se dedicaban al espionaje telefónico. Ponce Feijoó, quien tiene un proceso pendiente por la desaparición del estudiante Martín Roca Casas en 1993, ha sido relacionado con Luis Giampietri Rojas, primer vicepresidente de la República y congresista por el partido de gobierno.

Para Miguel Jugo, directivo de APRODEH, “el tema es muy concreto: él detuvo al estudiante Roca Casas durante una movilización que hubo en la Universidad del Callao. Lo detuvo con un grupo especializado del servicio de inteligencia porque presumían que Roca Castro tenía un video de inteligencia que le había quitado a un miembro de inteligencia que había estado grabando la movilización de los estudiantes. El estudiante Roca Casas dijo que no, luego fue a la Dincote y de regreso a su casa, y en ese retorno es que es detenido y desaparecido”.

Por su parte, Ángel Páez, jefe de la Unidad de investigación del diario La República, dijo que “hay que recordar que hay indicios que señalan que esta operación de secuestros de los estudiantes habría participado el comando Rodrigo Franco, en el que estaba participando el famoso Chito Ríos, que como todo el mundo sabe es aprista. Entonces hay una relación Ponce Feijoó, Chito Ríos y Giampietri”.

Ponce Feijoó ha seguido la línea de carrera de la Marina de Guerra y no ha recibido sanción alguna de este ente militar por los casos de desaparición de derechos humanos. En lo que respecta al vicepresidente Luis Giampietri, Ángel Páez detalla dos ámbitos distintos para entender el problema. “La relación de los dirigentes apristas con el escándalo de los petroaudios giran como astros alrededor de RLA. Otro es el ámbito del señor Giampietri, estas personas que han sido detenidas, principalmente Ponce Feijoó están en el entorno Giampietri, que es el entorno de ex marinos que se han empoderado con el gobierno de Alan García porque Giampietri les abre la puerta”.

Sin embargo, Giampietri Rojas ha rechazado los supuestos vínculos con los detenidos por interceptación telefónica, no obstante reconoció que conocía a Ponce Feijoó. Para el periodista Ángel Páez, este es un tema que recién empieza a aclararse a partir de la colaboración eficaz, los números telefónicos levantados y las empresas comprometidas. Pero además falta, para el periodista, una cuestión de importancia vital: “El aspecto que falta investigar es quienes contratan a Business Track para hacer estas grabaciones. Quienes les dan los teléfonos, entre ellos el de Rómulo León Alegría, para que sean espiados esos números, y falta saber como Business Track entrega estas grabaciones, a qué personas y como estas personas a su vez lo distribuyen a los medios”.

Mira estas noticias relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.