Alcalde agredido y pobladores agresores se acusan mutuamente de ser terroristas en Naranjillo, Tingo María

La agresión que sufriera el alcalde de Naranjillo, José Quiroz Alva, por parte de los miembros de una misma familia en plena vía pública y que originara una denuncia formal por intento de homicidio en la fiscalía, dio un giro inesperado cuando uno de los vecinos denunciados, Isaac Málaga Castañeda, acusó al burgomaestre de ser un terrorista y además un ladrón.

Málaga Castañeda negó ser el autor del ataque a la autoridad y puso en tela de juicio que se haya producido realmente una agresión como denunció el alcalde. Sostuvo más bien que la acusación tiene una intención malsana. Acusado también de terrorista por el burgomaestre, aceptó haber pertenecido a Sendero Luminoso, pero afirmó que fue por imposición, porque en la época de la violencia la organización maoísta designaba e imponía a los que debían actuar como mandos en las comunidades. “Soy un terrorista arrepentido y no lo niego, pero el alcalde y su secretaria fueron terroristas y siguen siendo terroristas. Ellos no se han arrepentido”, expresó.

De acuerdo a su versión, la autoridad que lo acusa fue mando senderista y nunca se desligó. Era conocido como ‘Negro’ y su actual secretaria tenía el alias de ‘Lulú’. Málaga Castañeda también acusa al alcalde de ladrón y aseguró que no hace mucho le sustrajo las herramientas con las que trabaja como mecánico de maquinaria pesada. Finalmente, se descartó que Quiroz Alva presente lesiones en la cabeza producto de los golpes sufridos en la agresión del último sábado, como él mismo declaró.

Mira estas noticias relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.