Gala y colorido caracterizaron al Carnaval puneño

El carnaval puneño llegó a su éxtasis cuando centenares de pobladores llegaron hasta el tradicional cerrito Huajsapata para deleitarse con los conjuntos de tarkadas y pandilla puneña que lucieron sus mejores galas y desarrollaron coreografías. Los asistentes también jugaron con talco, espuma y agua alegraron este viernes de carnaval.

Subir al cerrito Huajsapata, un mirador natural que se encuentra en la parte este de la ciudad, es una costumbre que data desde los albores del siglo XX.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.