Después de 18 años, deudos entierran a familiares asesinados por Sendero Luminoso en Mantaro

En medio de escenas de dolor, familiares y representantes de organizaciones de afectados por la violencia política lograron enterrar los cuerpos de las 19 personas que fueron asesinadas brutalmente en la década de los noventa por elementos de Sendero Luminoso en la comunidad de Mantaro, en el distrito cusqueño de Pichari, en el valle de los ríos Apurímac y Ene, VRAE. La madrugada del 1 de marzo de 1991, varias columnas senderistas ingresaron a la comunidad de Mantaro. Los subversivos reunieron a los pobladores y acusaron a todos de ser “soplones”. Acto seguido los torturaron.

Al respecto Walter Aguilar, presidente de la Asociación de Afectados Víctimas de la Violencia Política del VRAE, sostuvo: “En ese enfrentamiento con Sendero Luminoso el 1 de marzo de 1991, realmente la incursión desde que Sendero que ha matado a estos pobres campesinos y hasta hoy día estamos abandonados por Gobierno Central”. Las primeras víctimas fueron los dirigentes, a quienes los terroristas asesinaron sin piedad, utilizando machetes, palas y picos, según relatan los propios familiares. En esta brutal matanza otras 17 personas quedaron heridas y ese mismo día reclutaron a 42 jóvenes, de los cuales 12 lograron escapar para regresar a su lugar de origen.

Mira estas noticias relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.