Cocaína crece por marginación del campesino señala Gootenberg

Debido a la pobreza en las zonas marginales de la selva y la falta de comunicación con el gobierno, el Perú avanza hacia convertirse en el primer exportador de cocaína a nivel mundial, así lo señaló el historiador Paul Gutemberg. “Porque el Perú nunca tuvo una política aduanera de integración de los campesinos y los campesinos del Huallaga y otras zonas marginales de la montaña, están muy olvidados del gobierno del Perú tienen muy pocos servicios sociales, tienen muy pocos productos o alternativas económicas, sufren de pobreza tiene muy poca voz en las políticas en el Perú. Entonces, la cocaína es una de sus pocas alternativas y siempre va tener este producto como alternativa para el campesino de la selva de la montaña en la ausencia de una integración aduanera de los campesinos del Perú”
Asimismo, Gutemberg indicó que la integración positiva de la coca y los campesinos en la sociedad nacional sería una manera viable para erradicar la exportación de cocaína, como ocurre en Bolivia. “Pero nadie está mirando a Bolivia. Bolivia tiene las condiciones psicológicas perfectas para la coca: tiene una historia de la coca, tiene una historia de la cocaína, pero es muy distinta las condiciones sociales; los campesinos están más y más integrados con la política nacional, la coca es legal y las políticas represivas no están en operación en Bolivia. ¿Qué está pasando en Bolivia? Nada. La cocaína no está creciendo” Cabe indicar que el valle del Alto Huallaga se volvió el centro de producción de coca y pasta básica de cocaína más grande del mundo durante los años 80 del siglo XX; y en estos últimos años está en crecimiento otra vez.

Mira estas noticias relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.