Nativos matsiguengas piden respetar el Santuario de Megantoni

Los nativos matsiguenga son parte del Santuario Nacional de Megantoni. Ellos habitan en los distritos de Echarate, Quellouno y Quimbiri en la provincia de La Convención, en Cusco.
Para ellos el Pongo de Mainique es el punto de inicio y final de la cultura Matsiguenga y de todo el universo. Por ello, la contaminación ambiental, la desaparición de flora y fauna, y la falta de consulta previa a las ampliaciones del ducto de gas de Camisea podrían contribuir a la desaparición de dicha etnia nativa.
La riqueza que posee el Santuario Nacional de Megantoni es incomparable hasta el punto que es considerado uno de los lugares más ricos en biodiversidad del planeta. Posee más de 3 mil especies de plantas de los cuales, al menos unos 25 son especies nuevas para la ciencia. De igual manera cuenta con una diversidad de especies animales.
Sin embargo, esta cultura se ha visto amenazada por las actividades del proyecto del Gas de Camisea, tanto por la extracción como por la construcción de los ductos. Proyecto de centrales hidroeléctricas también afectarían a los matsiguengas.
Los matsiguengas – bajo su creencia – no reniegan ni se enfurecen, ya que eso llevaría al desequilibrio y el caos en la tierra. Por tanto, ellos piden diálogo y que se respete su forma de vida.
La sabiduría, la medicina y la vida del matsiguenga se concentran en el Pongo de Mainique, un lugar amenazado por proyectos de inversión que no tomarían en cuenta la consulta previa antes de iniciar sus operaciones.

Mira estas noticias relacionadas:

Un comentario en “Nativos matsiguengas piden respetar el Santuario de Megantoni

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.