Menor que sufría de epilepsia murió al caer a un pozo de agua en Huanta

Una infortunada joven de apenas quince años de edad, que sufría de epilepsia, murió ahogada luego de caer a un pozo de agua, en el interior de su vivienda. El hecho ocurrió en la localidad de Tabla chaca a un extremo de la carretera Huanta Huamanga.

La menor fue identificada como Hilda Paucar Guzmán. Según declaraciones de la madre, la víctima había salido de su habitación y en cuestión de segundos ya no daba signos de vida, lo único que hizo la madre fue pedir auxilio a los vecinos quienes acudieron al lugar del trágico hecho sin que nada pudiesen hacer por la quinceañera.

Hasta el lugar se hizo presente la policía y la fiscal adjunta Elizabeth Caucho para el levantamiento del cadáver. La madre muy angustiada solicitó la ayuda de la población para poder enterrar a su hija. Los restos fueron trasladados a la morgue central para la necropsia de ley.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.