“Los periodistas viven en una burbuja y deben comunicarse con las personas”

De origen panameño, Hena Cuevas destaca como una profesional completa en el periodismo. Ha pasado por todas las fases de la carrera desde camarógrafa, productora, corresponsal hasta conductora de su propio espacio periodístico. Trabajó para cadenas importantes como CNN en español. Es esa experiencia la que busca trasladar mediante capacitaciones gratuitas a colegas de diversos países.

Hena Cuevas, periodista de Univisión – Los Ángeles, viaja por el mundo capacitando periodistas.

En marzo último, culminó un proceso de entrenamiento a periodistas de Anqa TV, un canal de televisión que pronto saldrá al aire en Lima. Su labor la realizó en Villa El Salvador, distrito emergente, desde donde se busca ofrecer una oferta televisiva diferente. El lugar no le es ajeno, porque fue parte de su agenda, tras su primera llegada al país en 2010.

_ Apliqué a una beca del Centro Internacional de Periodistas para ser entrenadora de periodistas. Y justo RedTV, una red de canales que producía un noticiero regional (Enlace Nacional), buscaba un profesional de experiencia para entrenar a su equipo periodístico. Es así que tras una evaluación, me asignaron la visita a Perú. La capacitación que se brindaba era gratuita y benefició a más de 10 canales pequeños de televisión.

Ganadora de un premio Emmy en periodismo, Cuevas domina la cámara, los tiempos y es enfática en señalar que no se requiere de grandes recursos para dar lo mejor de sí a la hora de cubrir noticias.

_ Si tú no sabes filmar, de nada te sirve entregarte una cámara de 50 mil dólares. Aunque tengas la mejor laptop, si no sabes escribir, no funcionará tu texto. Los periodistas deben personalizar las noticias, sobre todo en televisión. Si uno quiere hacer una nota sobre el desempleo; por ejemplo, se deben tratar historias que le sean accesibles al público. Se trata de contar buenas historias, a pesar de no tener los recursos y el presupuesto requerido.

Hena Cuevas capacitando a reporteros de Enlace Nacional

Siempre sonriente y alegre con todo aquel que se le acerque, la reportera del programa Aquí y Ahora, de Univisión Los Ángeles, insiste en que las historias hay que contarlas como si fuese “para la abuelita”.

_Uno nunca deja de aprender. Siempre les digo a los periodistas que tienen que ser generalistas. Tienen que leer y saber un poquito de cada cosa. Eso les permitirá saber lo que buscan las personas y contar buenas historias. Durante mi estancia, conversaba siempre con el vigilante de mi edificio y así pude saber qué es lo que le interesaba (a la gente de Lima) durante la época electoral. Y es allí, en el referente más cercano, donde uno encuentra la clave para contar algo diferente.

REDES SOCIALES QUE ENVUELVEN

El periodismo cambia constantemente. Y las redes sociales no son ajenas a la prensa; por el contrario, son una nueva ventana para visibilizar las noticias.  Cuevas siempre pendiente del Facebook y el Twitter, me recuerda mientras viajamos en un taxi, que falta mucho por aprender en el manejo de estos nuevos medios.

_Nunca debemos dejar a un lado ni la ética ni la veracidad. Es importante siempre confirmar y reconfirmar la información antes de compartirla. Hemos visto varios casos recientes donde las grandes cadenas de noticias han presentado información que ha resultado ser falsa, o nada más que simple especulación. Ello es algo que no debe pasar, sobre todo en prensa.

Es un reto, del día a día, competir en la difusión de noticias sobre todo en el sistema online. Cuevas sabe que ofrecer cosas distintas ayuda a ganar audiencia. Durante la capacitación que ofreció, en Perú, se convenció de que el periodista no debe quedarse con la noticia.

_En Arequipa, recuerdo, sale un tweet que encontraron la ropa de Ciro Castillo. Le pregunto al periodista sobre la noticia y me dice que él tenía esa información hace cuatro horas. Su historia no salía en el noticiero de televisión hasta la noche, por lo que le indiqué que esa información tenía que sacarla para redes sociales, porque al pasar las horas esa información se muere.

UNO SIEMPRE APRENDE ALGO

_ Cuando empecé la primera capacitación en este Perú fue curioso porque como que no le tomaron interés.  Nadie asistió, pese a que era gratis. Entonces, hablé con el dueño del canal local para insistirle que lo que les brindaba debía ser aprovechado o iba a escoger otro canal para enseñar _prosigue Cuevas_ al recordar que el proyecto que ejecutó en nuestro país, finalmente, tuvo ecos positivos.

_ Trabajar en la selva fue un enorme reto porque es una región pobre. A pesar de ello, el canal de Pucallpa me demostró que, con pocos recursos, tú puedes sacar un buen producto y trabajar buenas noticias. El equipo de la zona fue el mejor canal que tuve a cargo durante mi estancia en Perú.

Reconocida por su trabajo en el extranjero, le cuestiono si esa capacitación que brinda por el mundo no genera temor en los empleadores.

_ Los dueños de televisión me decían sobre los empleados: ¿para qué los voy a capacitar? Si luego se irán.  Le decía que esa era la meta. Es decir, que las personas se puedan superar. Era difícil para ellos entender que sus periodistas debían ser capacitados, por lo que les sugería darles mejores condiciones como mejores horarios y oportunidades de hacer proyectos especiales para que no se vayan.

El periodismo pasa por un periodo de cambios. Muchos profesionales pierden sus trabajos. Sin embargo, también se vive un momento donde como periodistas, tenemos muchas más herramientas y recursos a nuestro alcance.

_Los periodistas a veces vivimos como una burbuja y es necesario comunicarnos con las personas. Se nos olvida la realidad de nuestro público cuando de allí es que surgen las mejores ideas. Tuve la oportunidad de ir a Indonesia y trabajar un proyecto radial en que las historias por sí solas pueden interesar a cualquier ciudadano del país, enfatiza Cuevas.

Como periodista ella me deja una gran lección: _Si es una buena historia, con buenos personajes, no importa de qué lugar sea. Una historia bien contada siempre te da un buen impacto, te acuerdas y entiendes el tema.

RECUERDOS DE PERÚ

La empatía que genera Hena, creo en lo personal, que le ha ayudado a conseguir buenas historias. Es simpática y de trato amable. Buscando noticias donde nadie las ve, ha recorrido todo el país y el impacto ha sido más que positivo:

_De Perú me llevo un recuerdo querido. Dos años es suficiente para enamorarse de un lugar. Pude conocer la realidad de muchos periodistas de provincias. Los retos de la gente de la selva, el orgullo del norteño por su comida, la idiosincrasia de la gente de la sierra y el caos de Lima. Cada cual tiene sus diferencias pero siguen lo mismo. Agradezco, más bien, la acogida y por eso he vuelto a Perú para seguir capacitando. Yo sigo vinculada con las regiones y siempre estoy pendiente de lo que están haciendo.

Durante esta entrevista, Cuevas se preparaba a realizar un reportaje en la sierra de Lima sobre una familia de ciegos que sobrevive en el campo. Sin duda, ese click, que todo periodista debe tener para saber dónde hay una historia, le es algo natural a ella.  Ahora sonríe, suspira y no sabe si volverá. Un gusto volver a verla.

Mira estas noticias relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.