Archivo de la etiqueta: Registro único de víctimas

Critican suspensión de fondos para reparaciones

“Nos parece que es una cachetada. Que es tirar la puerta en la cara, es tirar mucha agresión por parte del Estado a las víctimas y a sus sobrevivientes, y eso es inaceptable”, expresó Rosa Villarán, secretaria ejecutiva del Movimiento Ciudadano Para que no se repita, con respecto a la interrupción –por parte del Gobierno– del Registro Único de Víctimas, herramienta indispensable para reparar individualmente a los sobrevivientes de la violencia política.

Para Villarán, las reparaciones colectivas que el Estado ha realizado en más de mil comunidades en estos tres años no han sido suficientes, ya que dichas reparaciones son parte de un proceso que también debe incluir reparaciones individuales. “En tres años lo único que vemos son reparaciones colectivas a mil y pico de comunidades, está bien que se llegue a las comunidades donde no se ha llegado nunca, donde el estado no ha estado presente. El tema es que las reparaciones es un proceso sumamente delicado y que implica integrar 6 programas que son parte del plan integral, entonces con las reparaciones colectivas no puedes resolver el problema de salud mental, el problema de educación, el problema de reparaciones simbólicas, el problema de reparaciones en el trabajo, etc.”, explicó.

Según Villarán, las entidades en las que se había puesto gran expectativa para implementar la política pública de reparaciones se han ido diluyendo y los avances que se habían alcanzado a partir de las sinergias que la sociedad civil se ha estancado. Tareas que el estado tiene que retomar para que la herida no siga abierta.

Dan acreditaciones a víctimas de la violencia en Leoncio Prado

Coincidiendo con el aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, la oficina regional del Consejo de Reparaciones, entregó las acreditaciones individuales y colectivas correspondientes a los representantes de 120 comunidades y a cerca de 500 personas consideradas por este Consejo como afectadas por la violencia política de las dos últimas décadas. El emotivo acto simbólico de reparación estuvo a cargo de la coordinadora regional del Registro Único de Víctimas (RUV), Lupe Ayllón, con la participación de las autoridades y dirigentes locales.

Se informó que en el distrito de Daniel Alomía Robles se identificaron 33 comunidades, en Hermilio Valdizán 14, en Felipe Luyando 10, en Mariano Dámaso Beraún 35, en José Crespo y Castillo-Aucayacu, 97 y en Rupa Rupa 29. Mientras tanto, en referencia a las acreditaciones individuales de víctimas de la violencia, se sumaron 88 en Hermilio Valdizán, 131 en Dámaso Beraún, 65 en Felipe Luyando 200 en Crespo y Castillo-Aucayacu y 258 en Rupa Rupa.

Suspenden proceso de reparaciones en Ayacucho

Las asociaciones de afectados por la violencia política están pidiendo desde algunas semanas atrás mayores recursos para que continúe el Registro Único de Víctimas, porque que el Gobierno ha decidido detener el proceso. Ello se debería a que muchos organismos no han alcanzado la meta. Así lo sostuvo Hernán Tenicela en el taller de Memoria Histórica en Comunidades: “Es una verdad a medias eso del recorte presupuestal”, indicó el funcionario.

Por otro lado, el recorte presupuestal aplicado por el gobierno a esta actividad se estaría tomando como un discurso electoral por parte de alguna organización política, dada la cercanía de los próximos comicios. Sin embargo, algunos organismos e instituciones, por el contrario, se encuentran preocupados por la posición del gobierno ante el tema del registro único y por que el tema de reparaciones no está dentro de la agenda ni en el discurso electoral de los principales candidatos.

Finalmente, muchas de estas instituciones no están saliendo al campo e incluso víctimas que no figuran en el Informe Final de la Comisión de la Verdad no pueden acceder a este registro.

Registro Único de Víctimas prosigue entrega de certificados para reparaciones individuales en Huanta

Mientras el presupuesto para el Consejo de Reparaciones se reduciría la oficina del Registro Único de Víctimas (RUV) de Huanta viene entregando los certificados por el concepto del Programa de Reparaciones Económicas individuales a las familias de las víctimas de la violencia política. Hasta el momento se han entregado 600 certificados, conforme al Plan Integral de Reparaciones que debe emprender el Gobierno.

Las personas que ya están registradas serán acreditadas para el proceso de reparaciones económicas individuales que otorga el Consejo de Reparaciones. Este certificado avala la atención en salud gratuita a través del Sistema Integral de Salud (SIS), también tienen otros beneficios como la entrega de becas de estudios a los huérfanos producto de la violencia terrorista.

Recorte presupuestal en Consejo de Reparaciones afecta registro de 280 mil familiares de víctimas

Ante el recorte de presupuesto al Consejo de Reparaciones, más de 280 mil personas que fueron afectadas por la violencia terrorista y que aún faltan inscribirse en el Registro Único de Víctimas, corren el riesgo de no ser indemnizadas. En ese sentido, el Dr. Jorge Farfán, vocero de esta institución, emplazó al Gobierno definir la situación. “Necesitamos que el premier conceda al Consejo de Reparaciones la audiencia y defina con ello cuál va a ser el futuro del Consejo. En segundo lugar, necesitamos que se asegure por parte del Ministerio de Economía y Finanzas y la Presidencia del Consejo de Ministros los presupuestos necesarios para que el ‘funcionamiento normal’ que se tiene pueda darse por lo menos hasta diciembre de este año y cumplir con las 30 mil víctimas que faltan procesar”.

El presupuesto que ha solicitado el Consejo de Reparaciones al Ministerio de Economía asciende a 800 mil soles. Ello servirá para cubrir su funcionamiento el último trimestre de este año. En caso de no hacerlo, esta institución se verá obligada a cerrar sus puertas a fines de este mes. Farfán señaló, además, que resulta contraproducente e inexplicable que el gobierno por un lado anuncie que, a principios del próximo año, entregará las reparaciones individuales; mientras que por el otro decide recortarles el presupuesto.

“Que se defina de una vez por todas si este proceso de reparaciones tiene futuro o no, o simplemente será una farsa más para las víctimas. Necesitamos que el Gobierno se pronuncie, que diga las cosas claras, si es que va a seguir este proceso de reparaciones”, agregó. Cabe señalar, que por ley le corresponde al Estado garantizar el proceso de reparaciones tanto colectivas e individuales a la víctimas de la violencia terrorista y hacer que el Registro Único de Víctimas funcione. No puede haber reparación sin el debido registro.

Organizaciones de afectados por la violencia en Ayacucho solicitan reparaciones individuales

Las organizaciones de afectados por la violencia, provenientes de las provincias de Ayacucho, participaron de un encuentro en el que abordaron el tema de las reparaciones económicas individuales. En dicha reunión, realizada en el Centro Cultural de la Universidad San Cristóbal de Huamanga, el representante de la Comisión Multisectorial de Alto Nivel de Ayacucho, Roberto Rojas Neyra, indicó que el gobierno central ha destinado un presupuesto para el siguiente año pero para atender las reparaciones colectivas. “Anualmente hay un presupuesto para reparaciones, para el Plan Integral de Reparaciones cuya suma asciende a 40 millones de soles y ahora en estos últimos años se ha incrementado en diez millones de soles”, expresó.

Por su parte, el presidente de la Coordinadora Regional de Organizaciones de Afectados por la Violencia Política (CORAVIP), Daniel Roca Sulca, indicó que alistan un viaje a Lima para pedir a la comisión de Presupuesto del Congreso atienda sus demandas. “A fines de octubre se cierra el presupuesto y estamos intentando que en el presupuesto del 2010 se garantice dinero para el tema del Plan Integral de Reparaciones”, comentó, mientras que Walter Aguilar, presidente de la Asociación de Afectados por la Violencia Política del VRAE, “pasa este año y, de repente, sin presupuesto vamos a quedar y no van a empezar las reparaciones económicas individuales para el 2010. Por eso vamos a viajar a Lima”.

No obstante, en la audiencia denominada Reparar es Urgente… No podemos seguir esperando. Reparaciones individuales ya, el gobierno regional de Ayacucho se comprometió a destinar un presupuesto para continuar con el Registro Único de Víctimas.

Culmina proceso de inscripción a Registro Único de Víctimas de la violencia política en Huanta

Fue el teniente alcalde, Hugo Pino Villanueva, en representación de la municipalidad provincial de Huanta, quien hizo entrega de los certificados del Registro Único de Víctimas a los afectados por la violencia terrorista. El representante del Consejo Nacional de Reparaciones, Gorje Farfán Martínez, resaltó que se haya culminado el proceso de inscripción de víctimas. El alcalde provincial Edwin Bustíos certificó, previamente, los documentos que registraban a las comunidades y las personas como víctimas del conflicto armado interno.

Pese a este esfuerzo del RUV, el ministro de Economía, Luis Carranza, le comunicó al premier Yehude Simon el 21 de mayo que no era posible autorizar el presupuesto para atender las acciones del Consejo de Reparaciones, en tanto no se recauden mayores ingresos. Una situación, sin duda, que lamentar.

Ministerio de Economía dice NO a las Reparaciones

Hace sólo dos días presentamos una nota con Jairo Rivas, secretario del Consejo de Reparaciones, sobre los avances del Registro Único de Víctimas (RUV), que consta de más de 42 mil personas inscritas en todo el país, en un esfuerzo por reparar a las víctimas de la violencia política y sus deudos.

Pues bien, el ministro de Economía, Luis Carranza, le comunicó al premier Yehude Simon el 21 de mayo que “no es posible autorizar mayores gastos a los programados en tanto no se recaudan mayores ingresos a los previstos en la Ley Nº 29289 – Ley del Presupuesto del Sector Público para Año Fiscal 2009”.

Habrá que expresarle también a Carranza “especial consideración y estima”.


Iglesias evangélicas instalan módulos de apoyo para el Registro Único de Víctimas en Huánuco

A fin de agilizar el proceso del Registro Único de Víctimas en Huánuco, las iglesias evangélicas en coordinación con la Asociación Paz y Esperanza, vienen instalando módulos de apoyo en los ambientes de sus congregaciones para atender a la gran demanda de registro por parte de las víctimas del conflicto armado interno en el departamento.

Esta iniciativa de las iglesias, de ofrecer sus propios recursos y voluntarios motivados para aportar en la sociedad post-conflicto, hace posible la apertura de cuatro módulos adicionales de atención en Huánuco, que estarán funcionando en los siguientes lugares: la Iglesia Mahanaim (Jr. Cajamarca 102 – Paucarbambilla – Amarilis), la Iglesia Ebenezer (Jr. 9 de Diciembre, a dos cuadras de la Plaza de Armas de la ciudad de Ambo), la Iglesia de Dios del Perú (Av. Amazonas 224 en la ciudad de Tingo María), y la Iglesia Evangélica Pentecostal (Av. Universitaria Mz. D Lt. 12 Cayhuayna – Pillcomarca).

El esfuerzo por acompañar a las víctimas de la violencia política en este proceso de reparaciones, también ha permitido que parte del equipo de registradores de la Asociación Paz y Esperanza se desplace a los poblados más alejados del departamento para realizar esta tarea, tal como lo refiere la Psicóloga y Coordinadora del Área Post CVR de dicha institución, Jacqueline Vásquez Escobal: “hemos estado en Jacas Chico el ocho y nueve de enero, registrando a un total de cuarenta y ocho ciudadanos, y del diecinueve al veintitrés de este mismo mes estaremos en el Centro Poblado de Topa en la provincia de Leoncio Prado”.

Hasta la fecha, el Consejo de Reparaciones (CR), en coordinación con los gobiernos regionales, locales, iglesias y organizaciones de la sociedad civil, ha registrado más de veinte mil personas y ha instalado más de setenta módulos de atención en todo el país.

Consejo de Reparaciones inicia entrega de certificados de acreditación a más 17 mil Víctimas de la Violencia

El gran desafío es llegar a la población más excluida del país, donde se encuentra el mayor número de víctimas

La ministra de la Mujer y Desarrollo Social, Carmen Vildoso Chirinos, y la presidenta del Consejo de Reparaciones, Sofía Macher Batanero, iniciaron la entrega simbólica de certificados de acreditación en el Registro Único de Víctimas a representantes de la población civil, autoridades locales y comunales, Policía Nacional del Perú, Fuerzas Armadas y Comités de autodefensa de las localidades afectadas por la violencia que se vivió en nuestro país entre los 1980 y 2000, ceremonia que se realizó en la Sala del Acuerdo Nacional de la PCM, en el marco de la política de reparaciones y reconciliación nacional del Estado.

Durante los dos años de trabajo del Consejo de Reparaciones se han identificado 1,010 distritos afectados por la violencia, donde se ha recabado información de 66,259 víctimas de las cuales 17,006 son víctimas individuales y 3,610 son beneficiarios colectivos, que se encuentran inscritos en el Registro Único de Víctimas (RUV), acreditación que les da derecho a acceder al Plan Integral de Reparaciones, según la Ley Nº 28592.

Sofía Macher Batanero, presidenta del Consejo de Reparaciones, señaló que si bien la cifra proyectada es de 280 mil víctimas, el temor y la desconfianza que aún persiste en ellos, los pocos recursos y los delicados procesos de validación y verificación de la información, hacen que el registro e inscripción en el RUV sea todavía lento. “Esta realidad requiere del compromiso de instituciones públicas y de la sociedad civil que trabajen de la mano y permanentemente con el Consejo de Reparaciones, para la búsqueda e identificación de las víctimas y familiares afectados por la violencia”, refirió.

Asimismo, remarcó que el desafío es llegar a la población más excluida del país, donde se encuentra el mayor número de afectados. “En estas zonas es necesario organizar campañas itinerantes de registro de inscripción, lo que supone más recursos, y para ello esperamos contar con aportes de instituciones nacionales y de la cooperación internacional”, concluyó Macher Batanero.

Inauguran dos nuevos módulos de atención del Registro Único de Víctimas

CVRDos nuevos módulos de atención del Registro Único de Víctimas (RUV) abren en Huamanga, Ayacucho, este martes 28 de octubre a fin de ampliar la atención a personas afectadas por el proceso de violencia -de los años 1980 al 2000- que deseen solicitar su inscripción en el RUV. Estos módulos, que atenderán a la población desde mañana 28, cuentan con el apoyo de la Municipalidad Provincial de Huamanga y la Municipalidad Distrital de Jesús de Nazareno que han firmado un convenio de cooperación institucional con el Consejo de Reparaciones para que estén abiertos hasta diciembre de 2008 y enero de 2009, respectivamente.

A la fecha, el módulo de atención que funciona desde julio en Huamanga ha atendido a unas 500 personas. El Consejo de Reparaciones, entidad encargada de elaborar el RUV, reconoce como víctimas de la violencia a los familiares directos de los fallecidos y desaparecidos, es decir, padres, cónyuge o conviviente, e hijos. Participarán en la inauguración el secretario técnico del Consejo de Reparaciones, Martín Carvajal Zegarra; el alcalde provincial de Huamanga, Germán Martinelli Chuchón; el alcalde distrital de Jesús de Nazareno, Amílcar Huancahuari Tueros; Carlota Morales Salazar, presidenta de la Asociación de Afectados por la Violencia Socio-Política de Jesús de Nazareno, y regidores de ambos municipios, entre otras personalidades.

El acto se realizará en el local del nuevo módulo de atención de Huamanga, ubicado en el Portal Constitución 44 (Plaza de Armas) a la 1 de la tarde. Posteriormente, los asistentes se trasladarán a las instalaciones del módulo del RUV de la Municipalidad Distrital de Jesús de Nazareno, en el Jr. Ricardo Palma 233.

Chumbivilcas inauguró oficina del Registro Único de Víctimas en quinto aniversario de entrega del Informe Final de la CVR

Con la inauguración del modulo de atención del Registro Único de Victimas – RUV en Santo Tomás, se suman hasta el momento cuatro los módulos instalados en las provincias altas de Cusco. A diferencia de los demás distritos, la oficina de Chumbivilcas particularmente representa el inicio de un proceso de reparación y reconciliación esperado por mucho tiempo, manifestó don Jesús Alviz, presidente de la Organización de Afectados por la Violencia Política de Chumbivilcas.

“En Chumbivilcas nosotros nos hemos encontrado solos, pero una vez que llegó la Comisión de la Verdad hemos dado nuestro testimonio, y desde ahí hemos seguido hasta lograr nuestra organización con el apoyo de muchas instituciones, hoy somos una organización firme y me encuentro muy feliz porque el alcalde ha abierto esta oficina del RUV y lo felicito por eso, pero también quisiera encargarle que nos dé trabajo, con eso nosotros podremos seguir educando a nuestros hijos”, dijo Alviz, ratificado como titular de la institución hasta el 2010.

El alcalde de Chumbivilcas, Domingo Benito Calderón, que asistió junto a regidores de su comuna y del distrito de Llusco, expresó que “conociendo la verdad de cuántos somos y en dónde hemos sido afectados, y teniendo en cuenta que el desarrollo no es sólo sembrar cemento, nosotros como gobierno local mantenemos nuestro compromiso con los hermanos afectados y creo que es tarea nuestra, porque representamos al Estado. Seguiremos trabajando por ellos. Esperamos que este RUV nos permita conocer la verdad de cuánto somos y nos dé la posibilidad de gestionar para que los afectados puedan ser reparados.”

La oficina del RUV en Chumbivilcas atenderá todos los días, debido a que existen cientos de personas que solicitan ser inscritos. Asimismo, con el apoyo de la Vicaría de Solidaridad y del responsable de la oficina del RUV de Chumbivilcas, Nilthon Monje Hurtado, se realizarán salidas a las comunidades campesinas alejadas de la provincia, para registrar también a quienes no pueden ir a la ciudad, ya que para muchos afectados la distancia geográfica representa un problema para su traslado, además de que muchos de ellos se encuentran con edad avanzada. La actividad tuvo un especial realce, porque después de mucho tiempo los afectados sienten que realmente se inicia un proceso diferente, un proceso que puede darles la posibilidad de una verdadera reconciliación y que tuvo la grata coincidencia de realizarse justamente cuando a nivel nacional se recordaba el quinto aniversario de la entrega del Informe Final de la CVR.

Jaime Borda Pari es miembro de la red de corresponsales de la revista Signos del Instituto Bartolomé de las Casas.