Archivo de la etiqueta: Gastón Acurio

La cumbre del G9 de la gastronomía firma declaración en Lima

Aprovechando su fama mundial, los cocineros Ferrán Adrià, Gastón Acurio, René Redzepi, Michel Bras, Alex Atala, Massimo Bottura, Dan Barber y Yukio Hattori, se reunieron – en Lima – para lanzar un mensaje sobre el importante rol de los futuros profesionales de la cocina en la transformación social.

El denominado G9 no tendrá la relevancia política que los países anhelan tener, pero sí logrará un mayor eco, ya que la cocina involucra y une a todos. Gastón Acurio, como anfitrión de la Feria Mistura y de la reunión de los superchefs, ante un auditorio abarrotado de público, resaltó que la cocina constituye una poderosa herramienta de transformación y puede cambiar la alimentación del mundo gracias al trabajo conjunto entre cocineros, productores y comensales.

La carta abierta a los cocineros del mañana incide en que el cocinero no debe ser pasivo. Esto porque a través de la propia cocina se puede contribuir a la cultura, a la identidad de un pueblo o de un país.

Como vemos la gastronomía es un mundo de oportunidades y por ello es más que una profesión. Los chefs del G9 forman parte del Consejo Asesor Internacional del Basque Culinary Center, que este 26 de septiembre abrirá sus puertas en San Sebastián, en España, con una titulación universitaria pionera en Ciencias Gastronómicas.

Gastón Acurio: “Debe haber una Feria Mistura en cada pueblo del Perú”

Solo falta una semana para dar inicio a la cuarta edición de Mistura, la fiesta gastronómica más importante del país. En dicho evento se reunirán chef locales, nacionales e internacionales. Todo el sabor peruano reunido en una fiesta culinaria.

En El Gran Mercado de Mistura las frutas serán los productos estrellas, asimismo se creará un bulevar dedicado a los dulces peruanos que contará con la presencia de los mejores reposteros del norte, centro y sur del país.

En paralelo Mistura se realizará la reunión con los chef más importantes del mundo.

Asimismo, Acurio resaltó que este evento servirá para lucir la comida peruana por el mundo.

Consideró, además, que Mistura debería replicarse en cada pueblo del Perú.

Se realiza gran festival gastronómico en Puno


Más de veinte mil personas asistieron al Festival Gastronómico «Sabores del Titicaca» que promovió la Cámara Regional de Turismo con el respaldo de varias instituciones locales y que durante dos días mostró lo mejor de la gastronomía tradicional y novoandina en la explanada de la Universidad Nacional del Altiplano.

En este certamen se degustaron platos típicos como el delicioso «Chairo», sopa preparada a base de chuño, el pesque, la trucha en varias presentaciones, el cancacho ayavireño, entre otros. Varios propietarios y cocineros de los más antiguos restaurantes de la ciudad lacustre fueron reconocidos por su aporte a la gastronomía puneña.

Quienes asistieron a este singular evento no ocultaron su alegría y satisfacción por la organización del mismo, y especialmente porque de esta forma se revalora a la comida puneña que, como se demostró, tiene lo suyo y nada que envidiar a los platos de otras regiones del país.

Inauguran feria gastronómica Mistura 2010 en Lima


Los paladares están de fiesta. Con el objetivo de resaltar la comida peruana se inició la más grande feria gastronómica internacional Mistura 2010. La inauguración de la tercera edición de Mistura contó con la visita del presidente Alan García y diferentes personalidades del ámbito político y gastronómico. «Todo lo que comen durante todo el año existe, todo este orgullo por gastronomía peruana existe, gracias al trabajo de los campesinos, en consecuencia lo más importante de este feria es que la ciudad reconozca que los campesinos son los que le dan vida a nuestra gastronomía…», dijo Gastón Acurio.

Durante los seis días de feria el público asistente podrá acceder a venta de productos, conferencias gastronómicas, degustaciones, así como comparsas musicales. Además, este año la papa nativa es la protagonista de la feria con más de mil variedades en exhibición. «Invito a todos los peruanos a que vengan a Mistura que es una feria de todos y para todos los peruanos donde estamos todos reunidos…», dijo Acurio. La Tercera Feria Gastronómica Internacional de Lima-Mistura 2010 se prolongará hasta el próximo 12 de setiembre y en ella participan cocineros y chefs de 14 regiones del Perú y cerca de 600 productores con más de mil 500 variedades de productos de nuestra biodiversidad.

Con gran éxito se desarrolló Festival Gastronómico Mistura en Lima

La patarashca, la tortilla de raya y una suculenta carapulcra chinchana fueron algunos de los platos expuestos en la segunda edición del Festival Gastronómico Mistura, que tuvo como escenario al parque de la Exposición, en Lima. La feria promovida por el cocinero Gastón Acurio congregó a más de cien mil visitantes en sus cuatro días de exhibición. Según Acurio en Mistura se reivindicó a todos los actores de la cocina peruana, es decir, desde el campesino productor de papa hasta el cocinero que prepara el postaje.

Este año los asistentes a la feria concentraron su atención en las carretillas de platos típicos populares como los anticuchos y el ceviche, además de las tradicionales pachamancas. Asimismo, los mejores productos regionales fueron expuestos en la zona denominada el Gran Mercado. Mientras que México fue el país invitado y los restaurantes aztecas se lucieron en platos como la sopa seca de natas, el adobo de antaño y el pollo relleno. Pero en Mistura no todo fue comida, los asistentes pudieron apreciar un ciclo de cine con películas dedicadas a la gastronomía o en las que ésta juega un papel destacado como Comer, beber y amar o Un toque de canela; además del documental De ollas y sueños dirigido por Ernesto Cabellos y recientemente estrenado en el Festival de Cine de Lima.

A un año de la consulta de Majaz: las lecciones de la protesta amazónica

consulta-vecinal-por-majazEl 16 de setiembre se cumple un año de la realización de la consulta vecinal en Ayabaca, Carmen de la Frontera y Pacaipampa. Una de las razones por las que se realizó la consulta fue demostrar que el gobierno nacional no podía tomar decisiones sin tener en cuenta la opinión y las opciones de desarrollo que la población de estos distritos viene promoviendo. No es coincidencia que, recientemente, las comunidades nativas de la amazonía peruana se hayan visto obligadas a expresar su desacuerdo con una serie de decretos legislativos que pone en riesgo la propiedad de sus tierras y la institucionalidad de sus organizaciones, consiguiendo que el Congreso de la República paralice la implementación de dos de las normas aprobadas por el Ejecutivo que atentan contra sus derechos, justamente porque no fueron consultadas ni con las comunidades ni con el Congreso antes de su aprobación.

En ambos casos, la respuesta del gobierno ha sido acusar que existían intereses ocultos, desestabilizadoras campañas y calificar a las personas que participaban en estas medidas de ser manipuladas. La convicción de los líderes comunales y nativos, de las autoridades locales involucradas y el respaldo que otros sectores les brindaron, hicieron que el gobierno tuviera que modificar su posición y aceptar a regañadientes que tenía que escuchar el punto de vista de las comunidades. Pero hay que indicar también, que si bien la consulta sobre Majaz y la protesta amazónica han mostrado que las organizaciones campesinas y nativas tienen voz propia y capacidad para expresar sus intereses, en ninguna de estas situaciones se ha dicho aún la última palabra. Sin embargo, pienso que existen condiciones para que el resultado sea beneficioso para el país y las comunidades. ¿De qué depende?

Institucionalizar mecanismos de consulta y de participación reales

En este momento, existe mayor conciencia en el país de que es necesario institucionalizar la consulta previa como una condición para la realización de cualquier proyecto que pueda afectar los recursos que los pobladores de áreas rurales requieren para asegurar y reproducir sus medios de vida. Teniendo como base los avances existentes en la normativa internacional y las experiencias como las de Tambogrande y Majaz, se requiere avanzar en establecer los procedimientos y requisitos para que la consulta sea legítima y viable. Es necesario evitar que sea sólo un mero formalismo que no garantiza los derechos de las comunidades y también que se convierta en un veto a toda iniciativa de inversión que provenga de fuera de ellas.

Se requiere, además, considerar los procedimientos adecuados para resolver situaciones en las cuales entran en conflicto los intereses de las comunidades con los proyectos que pueden generar reales beneficios a un número mayor de personas o al conjunto del país. En esos casos, es fundamental que las poblaciones afectadas perciban que cualquier cambio que pueda producirse en sus actuales condiciones sea para mejor y surja de un acuerdo y no sea fruto de una imposición. Para que ésto sea posible, creo que en la actualidad por el alto nivel de desconfianza que existe en el Estado se requeriría de la participación de organismos nacionales o internacionales con altos niveles de credibilidad.

Es importante tener en cuenta que, en un sector de las empresas mineras, existe una posición favorable hacia el establecimiento de estos mecanismos. Además, ve de manera positiva que la decisión de las comunidades sea tomada con el mayor número posible de sus miembros, porque es conciente de que una condición necesaria para la viabilidad de sus proyectos, en el largo plazo, es contar con la aceptación de las población al desarrollo de las actividades extractivas. Escenarios conflictivos o de alta incertidumbre no favorecen proyectos que requieren de muchos años para desarrollarse.

Reconocer que la modernidad y el combate a la pobreza no vienen de fuera de las comunidades

La protesta amazónica y los medios de comunicación nos han permitido a muchos conocer a líderes sociales como Alberto Pizango, presidente de AIDESEP y a través de sus declaraciones darnos cuenta que la mayoría de quienes habitamos en las ciudades y en la costa peruana no sabemos qué viene sucediendo en la sierra y selva rural. Hace un tiempo, un piurano me decía que eran pocos los habitantes de la ciudad de Piura que conocían qué sucedía en Ayabaca o en Huacambamba, o aquellos que sabían que el departamento era uno de los principales productores de café orgánico de alta calidad, muy apreciado internacionalmente y que es producido por cientos de productores organizados en cooperativas y asociaciones (y que a la vez son ronderos). Éste es un logro en el cual el Estado ha tenido poco que ver. Eso es en Piura, pero existen cientos de experiencias que muestran que la sierra y las comunidades son viables económica, social y ambientalmente si se parte de la construcción de una alianza sólida, basada en el reconocimiento y el respeto, con las poblaciones que en ellas habitan.

Más bien, es una pena que en estos tiempos sea desde el gobierno que nos transmitan la idea que en las comunidades sólo hay atraso, pobreza y que la salvación viene de fuera de ellas. Mas aún, que su superación se relacione únicamente a la extracción y exportación de recursos y que para que esto sea posible, las comunidades deban subordinarse a la voluntad del Estado y de la gran empresa. Sin embargo, gente como Gastón Acurio o el viajero Rafo León, nos vienen ayudando a tener una visión distinta del país y de los peruanos, a revalorizar el trabajo de domesticación de especies de los productores andinos, a apreciar nuestra comida, nuestra tierra y nuestra gente. Todos valen la pena de ser visitados y conocidos para que constatemos que pueden establecerse alianzas entre empresa privada y comunidades en las que ambas ganan.

Fernando Romero Bolaños es licenciado en sociología por la Pontificia Universidad Católica del Perú.